Tipos de prótesis para piernas amputadas y sus características

 

¿Qué tipos de prótesis para piernas amputadas existen y cuáles son sus características?

 

Las prótesis sirven para reemplazar de forma total o parcial una parte del cuerpo que se encuentra ausente. Se utilizan para cumplir con la función del mismo órgano o extremidad a la que reemplazan.

Hay muchas formas de clasificar el tipo de prótesis, ya sea por zona del cuerpo, por material, por finalidad, etc.

En este artículo nos centramos en explicar las distintas prótesis para piernas.

 

 

Prótesis para piernas amputadas

 

En la zona inferior del tronco, existen 3 tipos de prótesis según la parte del cuerpo en la que se ha realizado la amputación:

 

Transfemoral (por encima de la rodilla):

 

 

Sirve para esas personas que han sufrido una amputación transfemoral, o sea, en el área del muslo donde se corta el hueso del muslo (fémur). Para la adecuación protésica se precisan una articulación de rodilla, un pie ortopédico, adaptadores y elementos de conexión con el ajuste protésico.

 

Transtibial (bajo rodilla):

 

 

En este caso se amputa la parte inferior de la pierna, la tibia y el peroné pero conservando la rodilla. En este caso se precisa un pie protésico, adaptadores y componentes de unión con la unión protésica.

 

Desarticulado de cadera:

 

 

La amputación es en la zona de la articulación de cadera, en donde la pelvis debe controlar la prótesis. En este caso se requiere un pie protésico, una articulación de rodilla, una articulación de cadera, adaptadores y elementos de fusión con el acoplamiento protésico.

 

 

Tipos de prótesis según funcionalidad

 

Asimismo, también debemos diferenciar dos tipos de prótesis según el uso:

 

Prótesis para uso habitual:

 

Para andar o hacer las actividades del día a día, que se asemejan más a las piernas reales.

 

Prótesis de tipo deportivo:

 

Para practicar deportes como el atletismo, basquetbol, fútbol entre otros.

 

 

 

Materiales para piernas ortopédicas

 

Material termoplástico:

 

Este componente es muy usual para crear los elementos estructurales de la prótesis y también las uniones de las partes. Este material puede realizarse a partir de una amplia suma de plásticos mezclados.

 

Silicona:

 

Actualmente, las distintas combinaciones de plástico han incorporado la silicona que normalmente se utiliza como componente de relleno para uniones y elementos de suspensión de encajes.

 

Distintos metales:

 

En prótesis se utilizan diversos metales de bajo peso y en combinaciones con plásticos. Ejemplos de estos metales pueden ser el acero, el aluminio, titanio, grafito, etc. Su uso puede ser para zonas como rodillas, tobillos, pilones y rotadores.

 

Espuma de poliuretano y polietileno:

 

Estas prótesis se recubren habitualmente con un material de espuma para dar la forma de pierna.

 

 

 

En cualquier caso, es muy importante estudiar el muñón para elegir dónde apoyar la prótesis, qué tipo de material utilizar, qué suspensión seleccionar y la correcta alineación de la prótesis.

 

 

Normalmente la movilidad de una persona con prótesis puede verse afectada, por ello, las escaleras pueden convertirse en un riesgo de caída en su ámbito diario. En estos casos, puede considerarse la realización de la instalación de una ayuda salvaescaleras para mejorar su autonomía y seguridad.

Actualidad