• Qué es la Ataxia: Causas, signos y síntomas

Qué es la Ataxia: Causas, signos y síntomas

 

¿Qué es la Ataxia? En este artículo te explicamos cuales son las causas de esta patología, así como los signos y síntomas que puede llegar a provocar.

 

La ataxia es un trastorno que abarca más de 300 tipos de enfermedades del sistema nervioso con un síntoma común: problemas en la coordinación de movimiento.

En España, se estima que hay unas 13.000 personas afectadas por algún tipo de ataxia. Te explicamos de qué se trata y qué tratamientos existen actualmente.

 

En Válida sin barreras somos una empresa española que proporciona ayudas técnicas para la accesibilidad que además está muy involucrada con el sector de la discapacidad. Por ello, colaboramos con ACAH (Asociación Catalana d'Atàxies Hereditaries). Nuestro objetivo es dar voz a este tipo de enfermedades y de este modo conseguir un mayor conocimiento y apoyo para lograr una mejor inclusión de las personas que lo padecen.

 

¿Qué es la Ataxia?

 

La ataxia es un término utilizado para referirse a un grupo de problemas de coordinación y de falta de control muscular. Normalmente, las personas que padecen ataxia tienen problemas relacionados con el movimiento, el equilibrio y el lenguaje.

La ataxia también puede afectar a la capacidad de escribir, tragar, caminar y recoger objetos, entre otro tipo de movimientos.

 

Tipos y grados de ataxias

 

Existen una gran variedad de tipos distintos de ataxia, que pueden afectar en mayor o menor grado a cada persona.

Las causas de la ataxia pueden clasificarse en tres grandes grupos:

Ataxia adquirida: Los síntomas de este tipo de ataxias se producen a partir de un trauma, una derrame cerebral, esclerosis múltiple, un tumor cerebral, insuficiencias nutricionales, etc. Se desarrollan a partir de problemas cerebrales o del sistema nervioso.

Ataxia hereditaria: Las patologías se van produciendo durante un periodo largo de tiempo y provienen de genes defectuosos heredados por los padres.

Ataxia cerebelosa idiopática de inicio en adultos: En este caso el cerebro sufre daños de una manera progresiva. Las razones de esta enfermedad no están claras.

 

”salvaescaleras-ataxia-movilidad-reducida-silla-de-ruedas-autonomia-coordinacion”

 

 Te listamos algunos de los tipos de ataxia más comunes:

 

  • Ataxia de Friedreich

Se trata del tipo más usual de ataxia hereditaria, causada por genes que se heredan.

Normalmente sus síntomas y signos aparecen antes de los 25 años, aunque pueden desarrollarse en personas mucho mayores.

Este tipo de ataxia provoca problemas en el equilibrio y la coordinación, causando inestabilidad, torpeza y caídas. Además, disminuye la fuerza de las piernas y pueden necesitar una silla de ruedas para su desplazamiento. Además desarrollan problemas para hablar, desarrollan problemas para tragar (disfagia).

Otras patologías que pueden desarrollar son: curvatura de la columna vertebral denominada escoliosis.

Pérdida total o parcial de la visión y de la audición.

Otros factores que pueden desarrollar son problemas de diabetes, pérdida de sensibilidad de las extremidades (manos y pies). Asimismo, puede producirse un engrosamiento de los músculos del corazón que pueden causar dolores de pecho, disnea y latido cardíacos irregulares.

Normalmente estos síntomas incrementan con el paso de los años. Por ello, los pacientes con ataxia tienen una esperanza de vida más corta de lo normal.

 

 

 

  • Ataxia Telangiectasia

Este tipo de ataxia acostumbra a manifestarse en niños, aunque hay casos en que se desarrolla más tarde.

Los signos y síntomas de esta ataxia son:

Problemas para andar Dificultades para comunicarse verbalmente

Problemas para tragar

Pueden desarrollarse telangiectasias o arañas vasculares en los pequeños vasos sanguíneos.

Movimientos oculares muy lentos

Sistema inmunitario débil

Pueden llegar a padecer cáncer, en particular leucemia linfoblástica aguda o linfoma

La esperanza de vida de los afectados acostumbra a ser de entre 20-25 años aunque algunos pueden llegar hasta los 50.

 

  • Ataxia Espinocerebelosa

Grupo de ataxias hereditarias que suelen aparecen en personas de 25 a 80 años.

En este caso también se tienen problemas para caminar y algunos deben utilizar silla de ruedas con el paso de los años.

Asimismo, también desarrollan dificultades para tragar, rigidez muscular y calambres, pérdida de sensibilidad en extremidades y movimientos oculares lentos.

También pueden aparecer problemas de memoria y dificultades para hablar.

También pueden reducir su capacidad de controlar la vejiga.

 

  • Ataxia episódica

Este tipo es bastante infrecuente y es de tipo hereditario. En este caso, aparecen episodios momentáneos con síntomas de ataxia mezclados con períodos sin la ataxia.

Normalmente se presentan en la etapa adolescente y acaban desapareciendo cuando se llega a una edad media. 

 

Otros tipos de ataxias poco frecuentes: Ataxias espásticas autosómica Recesiva, ataxias cerebolosa autosómica Dominante, Xantomatosis cerebrotendinosa, etc. 

 

Síntomas y signos que avisan de posible ataxia

 

Esta patología puede mostrarse de manera progresiva en el tiempo o también de repente. Algunos signos que pueden avisar que se está sufriendo una posible ataxia pueden ser:

• Problemas relacionados con una falta de coordinación y equilibrio inestable. Estos pueden manifestarse en torpeza, andar de manera inestable y caídas frecuentes.

• Algunos problemas motores que requieren precisión como escribir, coger objetos pequeños o abrocharse la ropa.

• Problemas del habla con un uso del lenguaje confuso o poco claro.

• Temblores, espasmos musculares.

• Dificultades para comer o tragar.

• Movimientos oculares anormales, como un movimiento ocular lento o un movimiento ocular rápido e involuntario.

En este sentido, si sufres algunos de estos síntomas consulta a tu médico lo más pronto posible.

 

”prevencion-terapias-curas-tratamientos-ataxia-movilidad-reducida-silla-de-ruedas-autonomia-coordinacion”

 

Tratamientos y terapias de la ataxia

 

Aunque no hay una cura específica para las personas con ataxia, sí que hay muchos tratamientos disponibles para ayudar a paliar sus síntomas.

Los tratamientos para la ataxia pueden variar dependiendo del tipo de ataxia que se padece. Otras veces, puede tratarse la causa subyacente de la afección por tal de mejorar o detener las complicaciones. Sin embargo, lo más común es que tenga que realizarse un tratamiento específico para aliviar los síntomas.

Normalmente, un equipo de profesionales sanitarios evaluará el caso y le proporcionarán un plan de atención que seguirá su progreso en todo momento.

• Terapias para mejorar el habla y el lenguaje.

• Terapias ocupacionales para ayudar a realizar las actividades diarias.

• Fisioterapia para ayudar a fortalecer y estirar los músculos. Tal vez necesitará ayudas para andar o moverse como caminadores o bastones.

• Medicamentos para controlar síntomas relacionados con posibles problemas musculares.

• Si se tienen problemas de vejiga como urgencia urinaria o incontinencia urinaria, existen distintos medios para su control. Existen diferentes técnicas relacionadas con el cuidado personal para evitar la estimulación de la producción de orina. También existen algunos medicamentos que pueden mejorar estos problemas.

• La oscilopsia es un movimiento involuntario de los ojos que puede producirse con la ataxia. En estos casos, también existen medicamentos como la gabapentina que ayudan a reducir este movimiento involuntario.

• Si se tiene diabetes, puede tratarse con dieta y medicamentos como la insulina.

• También existen medicamentos para tratar los problemas cardíacos.

• Si se desarrollan problemas ortopédicos como deformaciones en los pies y escoliosis, pueden atenderse con algunas ayudas técnicas o cirugía.

 

Ayudas de accesibilidad en personas con ataxia

 

Las personas con ataxia pueden tener dificultades para su desplazamiento diario. Por esto, existen distintas ayudas técnicas que sirven para mejorar la accesibilidad del entorno.

En Válida sin barreras realizamos instalaciones salvaescaleras para mejorar la autonomía y la seguridad de las personas con movilidad reducida o algún tipo de discapacidad. En este sentido, mejoramos su bienestar y le proporcionamos más confianza en su desplazamiento diario. De este modo, no tienen que preocuparse a la hora de subir y bajar escaleras. Con este tipo de ayudas subeescaleras, el afectado no necesitará la asistencia de nadie y podrá seguir realizando sus tareas diarias con una mayor seguridad.


”salvaescaleras-ataxia-movilidad-reducida-actividades-autonomia”

 

 

Actualidad