Beneficios de la discapacidad del 65 por ciento: Pensión y ayudas

 

¿Qué beneficios existen para una discapacidad del 65 por ciento? Te mostramos qué tipos de pensiones y ayudas hay hoy en día.

Para hacer un poco más fácil la vida de las personas con alguna discapacidad reconocida, existen distintas bonificaciones y ayudas económicas para intentar mejorar las condiciones que dicha situación implica.

Por esto, en este artículo te explicamos algunas de los beneficios más relevantes.

 

 ¿Qué ayudas existen para una discapacidad reconocida?

 

 Las personas con un certificado de discapacidad, y dependiendo del grado de dependencia que presentan, pueden optar a distintas becas y ayudas. Normalmente, se distingue entre dos grupos para calificar el porcentaje de minusvalía:

- Discapacidad reconocida entre el 33% y el 64%.

- Discapacidad reconocida entre el del 65% o mayor.

A partir de dichos porcentajes, pueden recurrir a distintos beneficios por discapacidad de carácter social, laboral y fiscal (entre otros).


Las personas con discapacidad del 33% o superior pueden optar a ayudas fiscales relacionadas con el Impuesto sobre la Renta de Personas Físicas, la exención del impuesto de circulación y reducción del IVA en la Declaración de la Renta. Además, también pueden beneficiarse en algunas áreas como:

    •  Vivienda.
    •  Automóviles.
    •  Rehabilitación.
    •  Movilidad.
    •  Educación.

 

Si necesitas saber todos los beneficios de la discapacidad del 33% o más, te lo explicamos de forma detallada en este enlace.

  

 

 

Derechos de la discapacidad del 65 por ciento

   

Cuando el solicitante tiene un grado del 65% o más, a parte de los beneficios citados también disponen de una serie de bonificaciones extras:

  • Se aplican unos descuentos especiales en trenes de Cercanías y en las Grandes líneas con la tarjeta Dorada de RENFE. Esta reducción del importe también puede aplicarse a su acompañante.

Asimismo, pueden beneficiarse de esta tarjeta los personas que sean pensionistas mayores de 18 años o en situación de incapacidad física o psíquica permanente, total, absoluta o gran invalidez y personas con más de 65 años.

  •  Si las personas tienen un 65% o superior de discapacidad disponen de una pensión contributiva por invalidez. Si el grado es de 75% o más, poseen un incremento del 50% en la cuantía económica.

Optar a esta pensión es aplicable si has residido en España o en algún estado de la Unión Europea durante un periodo de 5 años, 2 de los cuales deben ser consecutivos e inminentemente previos a la fecha de solicitud. Otra premisa para disponer de esta pensión es tener una edad de entre 18 y 65 años y disponer de una renta inferior a 5.4880€ en cómputo anual. 

  • Abono social de telefónica con una reducción de la cuota de instalación y un abono para pensionistas por minusvalía que no superen la renta establecida.
     
  • Posibilidad de jubilación anticipada sin reducir la pensión de la persona afectada. Esta deducción de la edad de jubilación dependerá del periodo trabajado con dicha minusvalía. A mayor tiempo trabajado, mayor será el anticipo para la jubilación.


Siempre es aconsejable pedir asesoramiento al organismo competente para que puedan valorar tu situación y recomendarte de acuerdo a tus necesidades específicas e informarte sobre los pasos a seguir para solicitar las distintas ayudas.

  

Tipos de incapacidad para solicitar la baja laboral

Cuando necesitamos pedir una baja laboral por incapacidad, ya sea por enfermedad o accidente, existen cuatro grupos destacados dependiendo del estado de la persona solicitante.

• Incapacidad permanente parcial: puede realizar su trabajo pero con un rendimiento no inferior al 33%.

• Incapacidad Permanente total: enfermedad o accidente que no le permite realizar las tareas fundamentales de su profesión habitual.

• Incapacidad permanente absoluta: debido a su enfermedad o lesión, el trabajador no puede realizar ningún trabajo. En esta incapacidad, puede cobrarse el 100% de la Base Reguladora.

• Gran invalidez: no puede realizar ningún trabajo y además necesita ayuda de otra persona para el desarrollo de su día a día.

Si necesitas más información sobre este tema, puedes leer el artículo: Tabla de enfermedades para incapacidad permanente absoluta.

Actualidad