Noticias

18/08/2017

Primer tetrapléjico que recupera el movimiento al ser tratado con células madre

Ahora puede mover su silla de ruedas y ser autónomo

La vida de Kristopher Boesen cambió por completo cuando tuvo un accidente de coche. Su vehículo perdió el control en una superficie resbaladiza de la carretera y chocó con un poste de iluminación y un árbol. Al despertar en el hospital, se dio cuenta que no tenía movilidad de cuello para abajo y los médicos le advirtieron que podía quedarse tetrapléjico.

A Kris le ofrecieron probar un nuevo tratamiento e intentar mejorar su calidad de vida notablemente. Se trataba de introducirle células madre que tenían la capacidad de reparar el tejido nerviosos dañados. Las células madre eran capaces de sustituir las células dañadas.

Kris aceptó el tratamiento, pese que a los médicos eran muy prudentes sobre su recuperación.

Durante el mes de abril de 2016, a Kris le inyectaron 10 millones de células AST-OPC1 en la médula espinal cervical. En sólo 3 semanas de tratamiento, Kris ya notó mejora, y a los dos meses ya podía responder el teléfono, escribir su nombre y mover una silla de ruedas.

El tratamiento funcionaba y mejoró las transmisiones de mensajes que van des del cerebro a los grupos musculares para así crear el movimiento.

Kris pasó de un movimiento mínimo, e incluso nulo, a poder funcionar por su cuenta y ser autónomo.

El chico sigue en tratamiento con células madre, ha dado grandes pasos y los médicos continuarán investigando para poder resolver la parálisis.

 

Fuente: ConocerSalud.Com