22/01/2013

El Cermi pide que se investigue la situación de los reclusos con discapacidad

 

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) quiere que se mantenga el respeto de los derechos humanos de los reclusos con discapacidad o de las personas sometidas a una medida de seguridad. La plataforma de representación de los discapacitados quiere también que se mantenga el nivel de apoyos y recursos que reciben en el medio penitenciario por razón de sus discapacidades con el fin que esto no suponga una “intensificación” de sus condenas.

Para conseguir este objetivo, el CERMI se ha dirigido a la Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, para pedirle que su Institución abra una investigación oficial sobre la situación de los reclusos con discapacidad en las prisiones españolas, “un grupo en una posición extrema de vulnerabilidad desde el punto de vista de sus derechos”.

El CERMI ha pedido también que el examen abarque el desarrollo del proceso penal, como fase previa a la prisión, para comprobar si está diseñado con las suficientes garantías para detectar preventivamente el grado de imputabilidad de las personas infractoras, “a fin de evitar que personas con discapacidad inimputables según las leyes penales acaben en prisión por un mal funcionamiento del sistema judicial”.

En el año 2007, el CERMI ya realizó un estudio sociológico global sobre la situación de las personas con discapacidad que cumplen condena. Seis años más tarde han considerado la necesidad de actualizar la investigación para constatar si se han producido avances y para plantear medidas de mejora.