NOTICIAS

Las últimas novedades en accesibilidad

30/04/2015

Capítulo 3: LA FUERZA QUE ME RODEA

 

Cuando sabes que vas a pasar el resto de tu vida sentado en un silla de ruedas es muy importante controlar tus sentimientos y pensamientos para poder seguir hacia delante con la fuerza necesaria.

Seguramente estarás pensando que es muy fácil de decir, pero en realidad no hay otro camino posible si quieres tirar hacia delante. Y debes hacerlo, no hay opción.

Para ello la ayuda del entorno es vital. En mi caso, la familia y los amigos fueron dos pilares importantísimos a los que estaré siempre agradecido. Fueron ellos los que al principio nunca dejaron que me quedara solo en casa, pues a veces el techo parece que se te cae encima.

Fueron ellos quienes me enseñaros a salir de nuevo a la calle,  a enfrentarme nuevos retos ya superar esos pequeños (para mi grandes) obstáculos que a partir de ahora tendría que hacer frente.

Amigos, todo es muy complicado y el mundo no está preparado para la gente en silla de ruedas, ¿te lo habías planteado alguna vez? Yo ahora sí...